CARGANDO

Escribe para buscar

ACTUALIDAD Global Social/noticias

Un asteroide podría ser la pieza angular de la batalla contra el cáncer

Compartir

¿Una nueva solución para tratar el cáncer?

El Iridio es un metal que está asociado con el asteroide que se encargó de terminar la era cretácica. Este metal es capaz de eliminar células cancerígenas cuando se le aplica luz, ya que hace que las moléculas de oxígeno que están alrededor de éste se vuelven reactivas y matan a la célula cancerígena. Aun no se determina si este método puede ser viable para combatir el cáncer en seres vivientes, pero es un método asombroso sin lugar a dudas.

 

Algunas moléculas, cuando son expuestas a la luz, producen agentes oxidantes, que son más perjudiciales para las células de cáncer que se dividen rápidamente, que para las células sanas. Si la molécula adecuada puede penetrar el núcleo de la célula cancerígena, cuando se ilumine mediante una fibra óptica, es posible que éste pueda destruir tumores sin dañar a las células sanas.

 

Lo que el iridium no puede hacer por sí solo es desplazarse a donde es requerido, pero el profesor Peter Sadler tiene una solución para este problema. La sangre cuenta con una proteína llamada albúmina que es atraída a las células cancerígenas y también es capaz de penetrar en el núcleo de éstas, asimismo puede llevar una carga de iridium. Lo que e convierte en una posible solución para tratar éste problema.

 

El iridium es un metal pesado, el más denso de todos los elementos, y como este elemento proviene de un asteroide, es difícil encontrarlo. Por consecuencia, en las zonas donde hay más concentración de este elemento, son un indicio claro de que hubo un impacto de asteroide.

 

El iridio también es una de las pruebas más contundentes de que un asteroide terminó con la época cretácica. Este material es muy escaso, hoy en día solo se extraen 3 toneladas del material por año, comparado con las 3,000 toneladas que se extraen de oro anualmente. La cantidad que se usaría para esta técnica médica sería mínima, pero si hay desabasto, siempre están los asteroides, sólo hace falta encontrar la forma de extraerlo.

Facebook Comments