CARGANDO

Escribe para buscar

ACTUALIDAD Política Social/noticias

Roberto Morris y la política pública: una visión sobre el México actual

Compartir

Actualmente nuestro país se está enfrentando a diferentes retos tanto políticos como sociales, en el contexto presente México tiene muchas cosas que resolver y a su vez es necesaria la conciencia colectiva. En cuanto a los problemas que son más importantes y la posición de nuestro nuevo gobierno, es importante ver todas las caras de la moneda y saber generar una opinión al respecto.

Un estudio político conlleva más que el contexto histórico y es importante conocer ciertas fases de la política actual, Roberto Morris nos comparte su experiencia y trayectoria como consultor político, cómo inició y cuáles fueron sus bases para llegar a ser quien es profesionalmente. Asimismo, nos comparte su opinión con temas actuales de política mexicana y el tema con Venezuela.

¿Podrías contarnos un poco de tu trayectoria como consultor en políticas públicas?

Primero estudié comunicación en la Ibero y luego hice una maestría en Políticas Públicas en la London School of Economics. Empecé a trabajar profesionalmente en comunicación política y políticas públicas con el Presidente Fox, estuve como parte de su campaña cuando estaba en la Ibero y luego decidí que una parte es comunicar y la otra parte es entender qué estás comunicando. Entonces por eso hice la maestría en políticas públicas, que me dio un entendimiento más claro de todo el asunto de la política. A partir de ahí he tenido varias experiencias laborales tanto en gobierno, trabajé en Promexico, así como en la iniciativa privada, a través de consultorías y campañas políticas. Ya llevo cuatro elecciones presidenciales, muchas gubernaturas y también asesorías a gobiernos, políticos, empresarios, etc.

 

¿Cuál ha sido el reto más grande en tu carrera?

El reto más grande en mi carrera fue decidirme a emprender mi consultoría privada, después de haber sido empleado por muchos años, donde aprendí de mucha gente muy capaz, ya por fin tomé la decisión de empezar mi consultoría. Hasta ahorita ha sido el reto más grande.

 

¿En qué momento en tu carrera de comunicación decidiste ser consultor político?

Fue accidente, yo estudiaba comunicación y quería ser publicista comercial. Me veía perfecto como en Mad Men, vendiendo cigarros, jabón o lo que sea. Luego en la campaña del presidente Fox reclutaron a gente de universidades, entre ellas la Ibero, porque muchas agencias de publicidad no querían trabajar con él, les daba pena que si perdía iban a ser rechazados por el sistema. Ahí entré como voluntario y el rush de una campaña presidencial es algo completamente distinto a cualquier campaña comercial, no puedes retrasar la fecha de lanzamiento y me encantó la emoción.

 

¿Qué hacías en la campaña de Vicente Fox?

En la campaña de Fox yo era guionista y le llevaba el café a todos, ayudaba con producción y un poquito de todo.

 

¿A quién admiras y por qué?

En el ámbito en el que estoy, como consultores, admiro mucho a Cesar Martínez, que fue mi primer jefe. Cesar Martínez es un mexicano que vive en Estados Unidos, él ha sido de los publicistas para el público Latino más importante que ha tenido el país, me enseñó lo divertido e interesante que puede ser todo esto; y a mi mamá que siempre ha trabajado muy duro.

 

¿Nos podrías dar tu punto de vista sobre el llamado “combate al huachicoleo¨ y explicar en qué medida fue exitoso o desastroso? Considerando las muertes directas ocasionados por ello.

Yo creo que todavía no se puede hablar de una estrategia exitosa o no, porque apenas está jalando. Lo que sí veo es que es algo que pasa frecuentemente, que la gente quiere un cambio siempre y cuando no les afecte a ellos, hay un dicho que dice en inglés: ¨Not in my backyard¨. Y creo que un sector pequeño de la sociedad sería el que realmente está en contra y la gran mayoría de los mexicanos están de acuerdo. Pero si es algo que se ve cuando las personas realmente emprenden acciones diferentes.

 

¿Y tú crees que esta estrategia que está haciendo el presidente vaya a funcionar?

Yo creo que ya hay datos contundentes de que se está reduciendo el número de litros de gasolina robada, si esta estrategia como tal es sustentable a largo plazo lo dudo, se tiene que complementar con otras acciones como tecnología, que ya está flotando ahí en el aire.

 

La educación ha sido un tema central en nuestro país, por ello, queremos preguntarte: ¿Qué opinas sobre cómo la SEP está llevando la situación actual de los normalistas?

Yo creo que la problemática entre la SEP, los maestros, padres, familia y sociedad ha sido algo larguísimo, por un lado, hay una animosidad de la sociedad hacia los maestros por las acciones que emprende, sus huelgas y todo. Creo que muchas veces nos hace falta ponernos en sus zapatos, hace varios años todavía se podían heredar las plazas y nos parecía como algo desastroso, pero si te pones en el lugar de una maestra oaxaqueña que está ganando 5 mil pesos al mes y lo único que le va a poder heredar en la vida a sus hijos es una plaza, a lo mejor no te parece como tan rara su actitud. Yo creo que lo que tiene que pasar ahí es una conciliación muy profunda, todos están en la misma página. Por un lado, exigirle al magisterio resultados, pero por otro lado entender que es gente muy humilde, que está ganando 8 mil pesos al mes y que cualquier pesito que puedan conseguir es una mejora importante para su estado socio-económico.

 

Qué opinas sobre la declaración del secretario de Educación Pública: “Obviamente les vamos a enseñar inglés a todos los normalistas que quieran, pero no tenemos tiempo de esperar que los normalistas aprendan para que después enseñen.”

Yo creo que tener maestros facilitadores de plataformas tecnológicas es lo más normal del mundo, hay un chorro de plataformas tecnológicas, no por dar cebollazos, pero Open English, Yes en inglés… si están bien utilizadas y un maestro no tiene el conocimiento, se lo pueden facilitar a los alumnos y aprender al mismo tiempo.

 

¿Cuál sería tu opinión sobre la reacción de México al proceso de cambio en Venezuela, tanto de parte del gobierno como de parte los mexicanos y del punto de vista internacional?

Primero, se está estabilizando una polarización falsa de “estás con Maduro o estás contra Maduro”, lo cual me parece que es una barbaridad. Yo no estoy con Maduro, para nada, creo que es un dictador y creo que debería responder ante la justicia. Pero también si ves la otra opción, la que nos quieren pintar como la única, que es una intervención militar de Estados Unidos, si haces un repaso histórico y dices: “oye a cuántos países ha ayudado militarmente Estados Unidos y qué bien les está yendo ahorita”, te encuentras con Nicaragua, Panamá, Somalia, Irak, Afganistán, que todos son el mismo patrón. Había un dictador, ahí Estados Unidos entra con la bandera de la democracia y los deja hasta peor de lo que los encontró, yo creo que la posición de Andrés Manuel, de Uruguay y de otros países de la Unión Europea como Italia es la correcta. Creo que también, como pueblo venezolano, la libertad es algo que tomas no que te regalen, si entra otra persona a facilitártela no es lo mismo, considero que los países que sí han tenido éxito quitando dictadores por su cuenta son más prósperos

¿En tu opinión cuáles son los tres retos políticos internos que enfrenta nuestro país?

Primero es la corrupción, el segundo sería cerrar la brecha económica, porque hay una brecha muy grande entre ricos y pobres, por último, la tercera es la educación, que las tres van de la mano.

 

¿Y qué soluciones crees que son las más adecuadas para estos tres retos?

La corrupción creo que se tiene que enfrentar en distintos planos, desde un plano legal y un plano de implementación, si las autoridades no hacen cumplir la ley pues de nada nos sirve. El combate a la pobreza tiene que ser frontal y tiene que cerrar la brecha, porque con tanta pobreza va a ser muy difícil lograr algo como justicia, seguridad y así. Y el tema de educación a través de un esfuerzo genuino y no político para mejorar la educación de las personas, para hacerla más accesible. La educación lo vemos como algo muy plano, lo vemos como hacer más escuelas y no debería ser así. Por ejemplo, un chavo que vive en Ecatepec a lo mejor no es pobre, a lo mejor es clase media baja, pero el esfuerzo que tiene que hacer ese chavo para ir a la universidad, son más o menos cuatro horas de transporte para que de Ecatepec llegue a la UNAM, es todo un entorno social que se tiene que dar a la juventud, para que se pueda tener educación accesible y de calidad. No, jamás poner escuelas, sino que procurar también cómo van a llegar, para que no acaben desertando.

 

Si le pudieras decir algo a los jóvenes interesados en política, ¿qué les dirías?

Yo creo que lo primero es que participen. Participar en la política no significa participar en los partidos políticos, ya estamos lejos de ese modelo que cada día es más inútil. Que encuentren causas que los apasionen, que participen directamente ya sea a través de ONG, si quieren en partidos políticos, pero que siempre estén participando y atentos. Hace varios años Kofi Annan, cuando era el secretario general de Naciones Unidas, escribió un ensayo sobre el mundial, del por qué la ONU envidia a la FIFA. lo que dice es que ya de por sí la FIFA tiene más países participando que la ONU, que ojalá la gente les pusiera tanta atención a los líderes políticos como a los jugadores de fútbol, quién está pasando, quién está metiendo gol, y creo que esa es la clave de todo esto.

 

¿Si pudieras cambiar una cosa en el País cuál sería?

Me encantaría acabar con el racismo en este país, es fuertísimo, creo que no nos damos cuenta hasta que es demasiado tarde de lo racistas que somos.

Facebook Comments